Una mañana, Su Majestad el Rey Don Juan Carlos Primero, Rey de España, queda gratamente sorprendido al leer una noticia en la prensa:
María, una joven madre madrileña, bautiza a sus recién   nacidas gemelas, con el nombre de Cataluña y España.

Honrado por esta circunstancia, Juanca decide hacer una visita  a la mamá en cuestión, como muestra de su agradecimiento.
Al llegar a su casa, encuentra a María dando el pecho a España; el Rey reitera constantemente su honda satisfacción y pregunta a la madre
de los gemelos:
¿Dónde está Cataluña, la hermanita de esta glotona  y preciosa que no deja de mamar?

María le responde que está profundamente dormida desde hace mucho rato…  Extrañado por la respuesta, el Rey se permite
aconsejar a la mamá que la despierte y así él podría   tener la oportunidad de verla.

La respuesta de María deja a Su Majestad sin habla…

Mi rey, no le aconsejo despertar a Cataluña   porque si Cataluña despierta…

España dejaría de mamar...

Advertisements